evitar-estres-Auteco
  • 1 febrero, 2017

4 consejos para evitar el estrés al conducir

Es normal sentirse cansado al final del día y molestarse cuando el tráfico pesado evita que llegues rápido a tu destino, pero aprender a controlar esas emociones es fundamental para fomentar la movilidad segura.

Factores como el estrés cotidiano, el exceso de trabajo, el cansancio, el clima, el tráfico o la conducción imprudente de otros actores de la vía, va sumando y haciendo mella para lograr que, hasta el más “santo”, se convierta en un “ogro” irascible, un conductor que ejecuta maniobras ofensivas y que pone en riesgo su seguridad y la de los otros.

¿Quieres saber quién eres en la vía? No te pierdas este test.

Relajarse parece una tarea imposible, pero estamos seguros que lo lograrás si sigues estos consejos:

1. Descansa adecuadamente:

Evita manejar inmediatamente después de un día pesado. Si debes conducir durante mucho tiempo, duerme bien la noche antes. Además, prepara tu ruta y busca alternativas con menos tráfico. Es fundamental no conducir cansado o fatigado.

¡Debes hacer!

Trata de dejar los problemas de la vida diaria a un lado cuando conduzcas, no los desahogues en la vía ya que puedes poner en peligro tu seguridad y la de los demás.

2. Controla tus emociones:

Aunque estés cansado o de mal humor, no descargues tu ira en el camino conduciendo a alta velocidad. Evita confrontar con otros conductores, ignora las agresiones. Recuerda que ellos también pueden estar pasando estrés, por lo que no es conveniente generar discusiones. Respira profundamente antes de tomar el volante y concéntrate en el camino.

¡Debes hacer!

Respira: después de una jornada estresante, y si debes seguir puedes hacer una pequeña rutina para relajarte. Ponte cómodo en tu asiento, afloja la ropa que pueda oprimir tus vías respiratorias, cierra los ojos y respira profundamente. Luego expulsa el aire por la boca lentamente. Repite este ejercicio 3 veces.

3. No conduzcas en contra del reloj: 

Sal con un tiempo de anticipación suficiente al lugar donde te dirijas. Por más corto que sea el trayecto, en el camino se pueden presentar inconvenientes ya sean incidentes de tránsito, reparaciones en las calles o daños en la vía.

¡Debes hacer!

Investiga previamente la ruta por donde vas a transitar, en especial si utilizas tu motocicleta para trabajar y debes recorrer muchas vías en el día.

Existen varias apps que puedes utilizar en tu celular inteligente y consultar antes de emprender cada viaje.

Se puede valer de Google Maps, Waze, o consultar las páginas de la Secretaría de Movilidad de su ciudad. En Bogotá puede ir a la página de la Secretaría Distrital de Movilidad o seguirlos en @SectorMovilidad y en Medellín puede seguir  la cuenta de Twitter de la Secretaría de Movilidad, para conocer avances o noticias de último momento.

¿Quieres conocer más herramientas digitales para la movilidad segura?

4. En un trancón, paciencia: 

Cuando el tránsito en la ciudad es imposible, la mejor que puedes hacer es tomar una actitud tolerante. Ármate de paciencia, no pites, no intentes enseñar a conducir a otros. Relájate y ejercita tu paciencia. Recuerda que así te convertirás en un motociclista ejemplar.

¡Debes hacer!

Estira tus músculos: la tensión suele acumularse en los hombros y el cuello, así que estirarlos puede contribuir a tu relajación. Realiza movimientos circulares con tu cuello, manos, pies y hombros durante diez segundos antes de conducir. ¿Quieres conocer la postura corporal adecuada para una conducción segura en motocicleta?

¿Te ha sido útil este artículo?

No muchoEs bueno¡Mucho! (9 rating, 3 votes)
Loading...

Cursos virtuales

cta-cursos-virtuales

En la vía

cta-quien-eres-en-la-via